¡ Nunca tomes el sol con perfumes !


Una vez llegado el verano, las que tenemos manchas en el rostro nos empezamos a obsesionar con ellas, porque a veces se vuelven más grandes o más oscuras. Sin embargo, no es suficiente con protegerse del sol, puesto que no es el único factor que incide en la aparición de estas odiosas marcas: también debemos cuidar de los productos que usamos cuando estamos al aire libre.

En presencia de rayos UV, sustancias como el alcohol, la bergamota o el almizcle, producen en la piel una reacción fototóxica. Estos compuestos se encuentran en cosméticos en general, pero son más comunes en perfumes. Si la reacción es leve, el resultado será una mancha, mientras que en casos más graves, es decir productos que causan más irritación, puede producirse una quemadura solar. Si bien estas manchas desaparecen con el paso del tiempo, son muy molestas.


Aunque en la actualidad los perfumes se testean para no causar problemas y usan bergamotas sintéticas, otros componentes podrían causar manchas, especialmente en mujeres que ya las tenemos. Por eso se recomienda no usar perfumes o cosméticos perfumados cuando tomamos el sol, vamos a la playa o piscina: es mejor llevar solo protector solar. Si crees que no puedes prescindir de ellos, aplícalos en zonas protegidas del sol, nunca en áreas expuestas como el cuello bajo la oreja o el escote.
Previous
Next Post »

MUCHAS GRACIAS POR TU COMENTARIO. ConversionConversion EmoticonEmoticon