¡El estrés también se nota en tus parpados!





El estrés de nuestro trabajo, nuestra casa, los niños, hacer la comida y llevarlo todo para delante, puede perjudicar nuestra salud. Es muy difícil compaginar trabajo con tu vida personal, y tu estado físico y mental pueden resentirse. Y más aun si eres una chica que te gusta cuidarte, y velar también por tu físico, y te gusta cuidarte, y mimar un poco tu cuerpo. 

Todo esto es posible, pero hay que llevar ciertas pautas, y sobre todo saber compaginar el trabajo con el descanso. Saber descansar forma parte de nuestro trabajo, ya que interfiere en nuestro rendimiento.

Algunas veces el estrés que llevas soportando durante semanas puede aflorar de la manera menos esperada. Además del cansancio, la fatigabilidad, la continua irritabilidad, el cambio de humor, puede atentar contra las zonas más delicadas de tu cuerpo. Un ejemplo de ellos son nuestros párpados. No se si te habrá pasado en alguna ocasión, que de la manera más inesperada tu párpado comienza a realizar una contracción involuntaria del músculo elevador del ojo (el músculo del párpado superior).

El párpado comienza a moverse de una forma tan sutil, que es casi inapreciable por cualquier persona que tengas enfrente. La gente tiende a reprimir el movimiento, pero lo único que se consigue es que se haga aún más fuerte y más complicado de controlar. Este fenómeno no tiene ninguna importancia. No te preocupes. Es fruto de tu estrés. La mejor manera de aliviarlo es dencansar y relajar tu cuerpo. Las tensiones y el estrés es lo que lo crea, así que solo hay una manera de solucionarlo: dándote un respiro.
Previous
Next Post »

MUCHAS GRACIAS POR TU COMENTARIO. ConversionConversion EmoticonEmoticon